Inicio Santa Marta ¿Cuál es la verdadera condición de los ancianos del asilo Sagrado Corazón de Jesús?

¿Cuál es la verdadera condición de los ancianos del asilo Sagrado Corazón de Jesús?

por Andrés García Castaño

En un verdadero misterio se ha convertido el seguimiento que ha hecho la Secretaría de Salud con el parte médico de los ancianos del asilo Sagrado Corazón de Jesús.

Un comunicado enviado por la Secretaría de Salud alertando sobre dos posibles casos de Covid-19 en el centro de bienestar al anciano Sangrado Corazón de Jesús y María, generó preocupación entre familiares y allegados de los adultos mayores. No obstante, la misma entidad se contradijo en un nuevo documento, asegurando que el estado de salud de esa comunidad es favorable y que no hay necesidad de pruebas.

En menos de dos horas la Secretaría se refirió al tema de los adultos mayores, dejando claro que había dos casos sospechosos y que se realizarían pruebas a todo el personal del lugar de reposo; pero luego, este domingo y según otro comunicado, después de una amable conversación con el párroco Mario González, se decidió no realizar las pruebas.

Parece que la gentil conversación entre el secretario de Salud, Henríque Toscano y el padre Gómez director del asilo, se estableció que no es necesario realizar toma de muestras para el grupo poblacional del centro de bienestar, muy a pesar que habían asegurado que había dos casos sospechosos.

Las comunicaciones de prensa que lo indican y la conversación que originó esta decisión ha generado más dudas y preocupación en la comunidad samaria, pues después que se había generado una alarma, se desiste de una acción administrativa que para muchos es necesaria y preventiva.

Algunos miembros de la comunidad católica y hasta familiares de los cerca de 50 adultos mayores del asilo, aseguran que la actitud es irresponsable y piden a la autoridad de salud que desista de esta decisión y que adelante las pruebas que sena necesarias, solo para salir de dudas.

El documento de la Secretaría enviado desde el correo de la oficina de prensa de la Alcaldía de Santa Marta después de las 7:07 de la noche indica que “este sábado 30 de mayo del año en curso, realizamos visita al asilo Sagrado Corazón de Jesús, además dice que “cumpliendo los debidos protocolos de bioseguridad, realizamos tamizaje a adultos mayores, cuidadores y trabajadores del asilo Sagrado Corazón de Jesús, como medida preventiva frente al Covid-19”.

Indica que “hemos detectado dos (2) adultos mayores sospechosos, los cuales fueron aislados, de acuerdo a los protocolos establecidos por el Instituto Nacional de Salud.  Igualmente hemos activado la articulación con todas las EPS que tienen afiliado a este grupo poblacional, para realizar la toma de muestras el día de mañana”.

Muy a pesar que hay dos casos sospechosos, las palabras del religioso han sido más efeicientes que una prueba que pueda de manera responsable sacar de dudas a la población.

Sin embargo en un comunicado enviado este domingo se indica que no se harán las pruebas respectivas porque al parecer se cree en la buena fe del sacerdote, el cual asegura que no hay peligro de Covid-19.

“En conversación entre el Secretario de Salud Distrital y el director del Centro de Bienestar al Anciano Sagrados Corazones de Jesús y María, padre Mario González, se estableció que no es necesario realizar toma de muestras para el grupo poblacional del centro de bienestar, teniendo en cuenta las evidencias recolectadas por funcionarios de Salud Distrital, en cuanto a las buenas condiciones físicas y la información suministrada por el padre González que indican que desde hace dos (2) meses, el aislamiento social es total para toda la población de ancianos, trabajadores y el mismo director y por tanto actualmente es muy escaso el contacto con el exterior”.

Además habla de una donación: “Este lunes 1 de junio, la Secretaría de Salud Distrital hará donación de elementos de protección personal (bioseguridad), para los ancianos y cuidadores del Centro de Bienestar al Anciano Sagrados Corazones de Jesús y María, que necesiten salir a atenciones médicas y otros y, de esta manera mantener la protección total a este grupo poblacional. Desde la Secretaría de Salud, estamos comprometidos con el bienestar de los adultos mayores del Distrito”.

La pregunta que se hace la comunidad es ¿por qué el sacerdote no quiere que la autoridad haga presencia en el asilo a verificar el estado de salud de los adultos mayores, siendo este un acto responsable?

Noticias relacionadas